VENTANA DE FORMACIÓN 54. FEBRERO 2022

Señor de la Piedad, más que nunca TE necesitamos, ten Piedad de todos nosotros, como tu Santo Nombre nos recuerda, Jesús, Rey, Hombre y Dios.
Estrella, más que nunca TE necesitamos,, sé nuestra guía en el mar oscuro de la vida, como tu Santo Nombre nos recuerda, Estrella del Mar, del Cielo y de nuestras vidas.

Desde la Vocalía de Formación, volvemos a encontrarnos, un mes más, con las Ventanas de Formación, con el objetivo de complementar la formación activa que la Vocalía propone para todos los cofrades con sus actividades durante todo el año. Con el paso del tiempo y la incertidumbre aún instalada en el futuro cofrade para la próxima Semana Santa, para todas las hermandades y en especial para la nuestra, la Hermandad Dominica y Cofradía de Nazarenos de Nuestro Padre Jesús de la Piedad, en su Sagrada Presentación al Pueblo, María Santísima de la Estrella, Nuestra Señora del Rosario y Santo Domingo de Guzmán continúa durante esta parte del año en la que estamos a punto de entrar en las fechas más esperadas: la Cuaresma. Aún así, previstas están fechas como la igualá de costaleros e incluso los primeros ensayos, que se mezclarán en el tiempo con cultos como la Fiesta de la Candelaria del próximo 5 de febrero a las 19:00 h. En él recordamos la Presentación del Niño Jesús en el Templo de Jerusalén y la purificación de la Virgen María después del parto, para cumplir la prescripción de la Ley del Antiguo Testamento en la Eucaristía que celebraremos en nuestra Iglesia Conventual y que tendrá carácter de Misa de Hermandad. Sí se recupera la tradicional chocolatada con churros que con fin solidario organizaba nuestro Grupo Joven e Infantil, a las 17:30, el mismo día 5.

SIGNIFICADOS:
El día 18 de diciembre, día de la Esperanza, y en la Casa de Hermandad, el Hermano Mayor firmó el contrato con el tallista Juan Carlos García para la realización del nuevo paso de misterio de Jesús de la Piedad. Es un momento adecuado para hablar de lo que es un paso de misterio. En el argot popular se denomina paso de misterio, al paso procesional en el que se porta una escena de la Pasión de Cristo, inspirada en los Evangelios. (Recordemos que paso, proviene del latín passus, sufrimiento). Cuando la Virgen va sola o en compañía del apóstol Juan el paso va cubierto con un palio y el conjunto así formado se conoce como paso de palio o paso de Virgen. Cuando hay varias figuras sin palio y cuando se porta a Jesús sin crucificar se conoce como paso de misterio. Al Señor se le suele llamar Cristo cuando se le presenta desde la crucifixión hasta el entierro y al paso donde procesiona un crucificado se le llama paso de Cristo. Ahora bien, cuando en el paso de misterio va Jesús con la cruz al hombro la figura recibe el nombre de Nazareno. Así ya centrados en los términos, un paso de misterio, suele ser un paso procesional en el que procesionan como mínimo 3 figuras, de las cuales una de ellas es Jesús. Algo que nuestra cofradía puede presumir de procesionar. Es probable que fuera Pedro Roldán el escultor que iniciara los pasos de misterios, tal y como actualmente lo concebimos, al mismo tiempo que lo habría hecho Juan de Juni o Gregorio Fernández en la escuela castellana. Hacia 1659 Pedro Roldán tallaría una de las obras más significativas de la Semana Santa de Sevilla, el Misterio de la Quinta Angustia, inspirado a su vez en los grabados flamencos e italianos que el escultor conocería. Con la colaboración de su propia hija, la Roldana, también realizaría otros de los grandes misterios sevillanos, el de la hermandad de la Exaltación.

EVANGELIOS DEL MES DE FEBRERO
La primera Lectura del mes de Febrero podemos leerlo y meditarlo en el Evangelio según San Lucas (5, 1-11). La gente se agolpaba alrededor de Jesús para oír la Palabra de Dios, estando él a orillas del lago de Genesaret. Vemos a un Pedro poniendo objeciones a la petición de Jesús para echar las redes de nuevo al lago y “pescar”. Pero este día será distinto, seguirán la palabra del Señor que trae la Palabra viva de Dios y echarán las redes no solo para pescar peces sino hombre y mujeres, emprenderán una nueva misión y anunciaran la Salvación de Dios. A partir de ahí se convertirán en pescadores de hombres.
El segundo domingo de Febrero nos llegará de la mano del Evangelio de San Lucas (6, 20-26). Este Evangelio nos ofrece uno de los textos más impresionantes de la historia por el que muchos han detestado al Cristianismos y a Jesús, el texto de las bienaventuranzas. Este texto es directo y escueto, simplemente describe los dos ámbitos de nuestro mundo, por un lado los desgraciados y por otro a los bien situados y acomodados. Podemos ver a Jesús en toda su grandeza de palabra sintiendo, respirando y viviendo desde la pobreza, desde lo más bajo de la sociedad, es entonces desde donde debemos entenderlo, es en este mundo de los pobres donde Dios se revela. El Reino que Jesús anuncia es así, de los pobres. No nos dice que seamos pobres sino que con quien está Dios, en medio de ellos es con los masacrados, olvidado y maltratados por los poderosos. Las lamentaciones significan que no intentemos encontrar a Dios en la riqueza y el poder, allí no está Él y las bienaventuranzas son la luz del Reino de Dios, con ellas se hará posible verlo y confiar en que Dios resucitó a Jesús de entre los muertos y hará lo mismo con nosotros. Él estará donde está la vida y el amor.
El tercer domingo del mes de febrero y nos encontraremos con el Evangelio de San Lucas (6, 27-38). Preciosa lectura del evangelio esta que nos ocupa hoy, quizás me atrevería a decir que maravillosa. Jesús nos enseña que no hay merito en amar a quien nos ama, porque eso también lo hacen los pecadores, nosotros, los cristianos estamos llamados a amar a nuestros enemigos, hacer el bien a cambio de nada, poner la otra mejilla si hiciera falta y nuestra recompensa será grande, pero no en este mundo. ¿Qué de bien tiene prestar para ser devuelto? En nuestra sociedad actual estamos acostumbrados a hacer el bien a quien nos lo hace a prestar a quien os lo devuelve a amar a quien nos ama que por ende es muy razonable pero que no nos compromete a nada pero ¿que nos debe de distinguir de los demás? Los cristianos debemos de llegar más allá en nuestra vida: hacer el bien sin mirar a quien, darnos sin esperar recibir pues eso es lo que Dios hace con nosotros, Él nos ama primero.
Terminamos el mes de febrero con la Lectura del Santo Evangelio según San Lucas (6, 39-45). En este texto se nos invita a llevar a práctica las palabras de Jesús. Nos presenta dos comparaciones: la del ciego y la del discípulo y el maestro. Se nos invita a superarnos a nosotros mismos, a trabajar hacia adelante sin miedos pero a la misma vez se nos reprocha el ver los defectos en el prójimo sin ver los nuestros propios. “¿Por qué te fijas en la mota que tiene tu hermano en el ojo y no reparas en la viga que llevas en el tuyo? ¿Cómo puedes decirle a tu hermano: «Hermano, déjame que te saque la mota del ojo», sin fijarte en la viga que llevas en el tuyo?” Se nos valorará por los “frutos” que demos, como el árbol que da buen fruto. De un árbol bueno y sano, saldrán frutos buenos y sanos, de un árbol enfermo no podrá dar buen fruto. Miremos dentro de nosotros como realmente somos.
FRASES PARA REFLEXIONAR:
• A partir de ahí se convertirán en pescadores de hombres.
• Él estará donde está la vida y el amor.
• Los cristianos estamos llamados a amar a nuestros enemigos
• Se nos reprocha el ver los defectos en el prójimo sin ver los nuestros propios.

Un fraternal saludo en el Señor..